Soroll
Sociedad  /  Barcelona 09/08/2022

Las terrazas de las plazas de Gràcia cerrarán una hora antes durante el verano para evitar el ruido

Las restricciones horarias se suman a las medidas del Plan de Plazas 2022 en Gràcia, que quiere hacerlas espacios más familiares y vecinales

Mar Bermúdez i Jiménez
3 min
Ambiente nocturno en las fiestas de Gracia. A la imagen, grupos bebiendo en la plaza del Diamante.

BarcelonaLas terrazas de las plazas del Sol, la Vila de Gràcia, la Virreina, la Revolució y el Diamant en Barcelona cerrarán una hora antes cada día durante los meses de abril a octubre (temporada alta) y el resto del año también se avanzará el cierre los fines de semana y vísperas de festivos. Así, entre semana tendrán que recoger a las 23 h y los fines de semana a medianoche. Para paliar el efecto de esta medida, el Ayuntamiento permitirá, durante los días de reducción horaria, que las terrazas de las plazas del Sol, de la Vila y Diamant tengan dos mesas más a partir de las 20 h. En la plaza de la Revolució se añadirá una mesa más durante todo el día, mientras que en la plaza Raspall no se consolidará la terraza covid que hay ahora. En cuanto a la plaza Joanic, no se aplicarán restricciones horarias de momento porque el Ayuntamiento asegura que la causa del ruido "no es la restauración". Las medidas entrarán en vigor a principios de septiembre; por lo tanto, no afectarán a las fiestas de Gràcia, que empiezan el lunes 15 de agosto.

El regidor de Emergència Climàtica y Transición Ecológica, Eloi Badia, ha anunciado esta mañana las medidas que forman parte del Plan de Medidas contra la Contaminación Acústica 2022-2030. Según los datos municipales, los problemas de ruido en Gràcia son estacionales y por este motivo las acciones tomadas en las zonas acústicamente tensionadas en horario nocturno (ZATHN) no son estables durante todo el año. "La medida beneficiará a unos 700 vecinos", ha augurado Badia, y afectará a unos 20 establecimientos. Con estas ya se han anunciado las acciones para la mayoría de las declaradas ZATHN de Barcelona .

Uso familiar de las plazas

Aparte de la limitación horaria, también se aplicarán medidas para hacer menos ruidosa la recogida de la terraza, como instalar tapones de plástico en las patas de mesas y sillas o ligar atar los materiales con cadenas plastificadas. Tambíen se pedirá a los establecimientos que tiren el cristal a los contenedores durante el día y no por la noche, limitar el número de conciertos y acontecimientos y controlar la duración de la música ambiental. También se mantendrá la inspección específica para controlar aforos de bares y restaurantes, se aumentará la presencia policial y cambiarán los horarios de los servicios de limpieza. Se prevé la posibilidad de que más adelante se reduzca también el horario de las tiendas de alimentación, como se ha hecho en algunos puntos de Ciutat Vella y a Sant Martí.

Badia ha recordado que Gràcia tiene desde hace seis años un plan que afecta a sus plazas para hacerlas "más familiares y vecinales" con acciones como por ejemplo construir más parques infantiles o reubicar bancos, entre otros. Ha adelantado que se harán más acciones aprovechando los 14.000 euros del impuesto turístico que tienen a su disposición.

Sants-Montjuic

El regidor también ha anunciado las medidas que se tomarán en el distrito de Sants-Montjuic, que presenta un "uso intensivo del espacio público durante el horario nocturno". En los Jardins de la Mediterrània, los establecimientos tendrán que cerrar a las 1.30 h entre semana y a las 2 h los viernes, sábados y vigilias de festivos. En el caso de las terrazas, se avanza también el cierre a las 23 h entre semana y a las 24 h los fines de semana. En la plaza de Huesca y la Calle Blai ya se aplican restricciones horarias.

Badia ha reconocido que "és un trabajo quirúrgico, calle en calle, plaza en plaza", y defiende que tienen "referents jurídicos que la medida es sólida", pero hace falta "mantenir el diálogo permanentemente y hacer los ajustes necesarios".

stats