Sociedad 13/04/2021

Dos jóvenes víctimas de una agresión sexual doble en Manresa dicen que las intimidaron con un cuchillo

La Fiscalía pide once años de prisión para los dos hombres acusados

Clara López
2 min
La fachada de la Audiencia  de Barcelona en una imagen de archivo

BarcelonaLa Audiencia de Barcelona ha juzgado a dos hombres acusados de haber violado a dos chicas –una de ellas menor de edad– en un piso de Manresa a finales del 2018. Según la Fiscalía, cada uno de los acusados habría agredido sexualmente a una de las chicas de madrugada en un piso de la calle Hospital. La alerta la dio una de las víctimas, que fue atendida por los servicios de emergencias médicas (SEM) después de saltar de la ventana del piso huyendo de los agresores. La Fiscalía pide 11 años de prisión para cada uno de los acusados.

En el tribunal, las víctimas han explicado que habían quedado para “beber” y “hablar” y aseguran que no recordaban cómo conocieron a los dos hombres debido a su estado de embriaguez. Las dos han explicado que “se despertaron” en un piso donde había tres hombres, uno de los cuales sin ninguna relación con los hechos. Explican que cuando quisieron marcharse, uno de los hombres las amenazó “con un cuchillo en la mano” y las forzaron a mantener relaciones sexuales de manera separada y “sin consentimiento”.

“Yo le decía que me dejara, que me dejara en paz, gritaba”, ha relatado una de las víctimas. “Desde la otra cama, recuerdo que ella decía que quería que la dejara”, ha añadido la otra chica. Según han explicado, las dos estuvieron “hablando sobre cómo podían marcharse del piso” y, cuando se dieron cuenta de que la puerta “estaba cerrada con llave”, vieron que “la única opción era la ventana”. Fue entonces cuando una de ellas fingió encontrarse mal y se precipitó desde el primer piso del edificio.

La patrulla de la Policía Local que se desplazó hasta el piso ha asegurado que encontró la puerta del domicilio “entreabierta”, a un “hombre sin camiseta” a quien se detuvo y a una tercera persona “durmiendo” que ha resultado no tener relación con los hechos. El detenido ha negado haber mantenido relaciones sexuales con las chicas y ha relatado que fue cuando se despertó cuando vio que una de las chicas había saltado por la ventana.

El otro acusado, que inicialmente había huido del lugar y a quien la policía detuvo más tarde, ha dicho que conocieron a las chicas en un bar y las llevaron al piso, donde consumieron “alcohol y drogas”. Ha reconocido que mantuvieron relaciones sexuales con ellas, pero que fueron consentidas y que él no se quedó a dormir en el piso.

stats