Coronavirus
Sociedad  /  Salud 02/08/2022

La UE pacta la compra de hasta 250 millones de dosis de la vacuna catalana contra el covid

Bruselas ve el inmunógeno de Hipra, todavía en revisión, como un "complemento" para nuevas oleadas en otoño

3 min
A la imagen, la línea de capsulats de los viales de la nueva vacuna de la farmacéutica gerundense Hipra

BarcelonaLa vacuna catalana contra el covid-19, de la compañía gerundense Hipra, todavía no ha recibido el aval de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) para poderse comercializar pero, como ya pasó con el resto de vacunas, la Comisión Europea se ha avanzado y ya ha acordado una compra inicial de hasta 250 millones de dosis. El contrato se ha firmado a través de la Autoridad de Preparación y Respuesta ante Emergencias Sanitarias (Hera, en inglés), la agencia de compra conjunta creada raíz de la pandemia para coordinar las reservas de materiales o la fabricación de vacunas o tratamientos. Así, tan pronto como la EMA dé luz verde a la vacuna gerundense (una autorización que la compañía prevé que llegue después del verano ), un total de 14 estados podrán disponer de ella, incorporarla a su cartera de inmunógenos disponibles y "garantizar la máxima preparación" de cara a posibles nuevas olas en otoño y el invierno, según la eurocomisaria de Salud, Stella Kyriakides. Ahora bien, esto no significa que la UE haya comprado 250 millones de dosis, matizan fuentes de la compañía, sino que ha apalabrado esta cantidad máxima y el total de viales que se podrían adquirir podría ser inferior.

El anuncio llega pocas semanas después de que Hipra informara que su vacuna es eficaz contra las subvariantes de ómicron que circulan en Europa , la BA.2, la BA.4 y la BA.5. En concreto, sus estudios sugerían que las personas que inicialmente recibieron Pfizer y Moderna y ahora reciben una dosis de refuerzo de su vacuna desarrollan anticuerpos neutralizantes –los que bloquean la entrada del virus a las células para que no las infecte– catorce días después de la inyección. Además, estos son potentes contra las principales mutaciones que se están propagando actualmente y, por eso, Hipra lo está desarrollando como dosis de refuerzo para personas previamente inmunizadas de más de 16 años. "[La vacuna de Hipra] complementa la amplia cartera de vacunas para nuestros estados miembros y ciudadanos. Es esencial que la vacunación y las dosis de refuerzo aumenten en los próximos meses y estamos trabajando incansablemente para garantizar la disponibilidad [de dosis]", ha insistido Kyriades.

El de Hipra es el octavo contrato que ha firmado Europa para obtener vacunas contra el coronavirus, después de los acordados con AstraZeneca, Sanofi-GSK, Janssen Pharmaceutica NV, BioNtech-Pfizer, Moderna, Novavax y Valneva, y con los cuales se han adquirido 4.200 millones de dosis. "Estamos orgullosos de este paso adelante que supone la firma de este contrato marco. Es un acto que recibimos como una muestra de confianza hacia la vacuna que hemos desarrollado", explican al ARA fuentes de Hipra, que califican el hito de "proyecto de país". "Confiamos que estará aprobada [por la EMA] para la campaña de vacunación de este otoño", han insistido.

El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, ha celebrado la firma del contrato, que ha calificado de "muy buena noticia", como un hito estatal. "Es un contrato que demuestra la fortaleza de la innovación y de la industria farmacéutica en nuestro país, y también la colaboración publico-privada que hemos desarrollado con esta industria catalana y española, que ha dado sus frutos”, ha afirmado desde Palma de Mallorca. Sánchez también ha asegurado que esta vacuna demuestra que España no es solo una referencia "por los niveles de vacunación" sino por "aportar una solución" para Europa.

La vacuna de Hipra está basada en dos proteínas recombinantes, una que proviene de la variante alfa y otra de la variante beta, que se unen en una sola estructura que permite generar una respuesta inmunitaria contra la proteína Spike del covid, la llave que utiliza el virus para infectar las células. La fórmula no tiene nada que ver a la que usan las vacunas de Pfizer o Moderna, que utilizan la tecnología de ARN, sino que es más clásica y, de hecho, ya se ha usado para las vacunas del papiloma humano (VPH) y de la hepatitis B. Su administración como refuerzo en vacunados con otros inmunógenos, defienden fuentes de Hipra, "permitirá estimular de manera diferente el sistema inmunitario".

El hecho de que se pueda conservar entre 2 y 8 °C facilitará mucho la logística de distribución y la administración. Por el contrario, la principal desventaja de la vacuna catalana es que tampoco es esterilizante, es decir que las personas vacunadas se pueden contagiar igualmente. 

stats