Sociedad 08/09/2021

Los usuarios de patinetes eléctricos de Barcelona desconocen la mitad de la normativa básica para circular

Un estudio del RACC indica que el 94% se saltan el límite de velocidad de los carriles bici en las aceras

Joana Garreta Passola
3 min
Un patinete eléctrico en Barcelona.

BarcelonaLos usuarios de vehículos de movilidad personal (VMP) –sobre todo patinetes eléctricos, pero también otros aparatos parecidos– que circulan por Barcelona desconocen el 51% de los aspectos básicos de la normativa para circular, como cuándo hay que llevar casco, luces o por dónde pueden ir y por dónde no. Así lo explica el estudio El comportamiento de los usuarios de vehículos de movilidad personal en Barcelona (2021), llevado a cabo por el RACC. El presidente de la entidad, Josep Mateu, ha remarcado la necesidad de “fomentar el conocimiento de la normativa de uso”, así como de la “normativa general de circulación”, a la vez que considera que se tendría que añadir señalización para ayudar a los usuarios. Además, ha propuesto que se exija una formación obligatoria, que puede ser gratuita, para poder circular con estos vehículos por la ciudad.

Los usuarios respetan los límites de velocidad de manera desigual, según las 600 encuestas y las más de 3.000 observaciones hechas en el marco del estudio. Así, el 94% de los usuarios se saltan el límite de velocidad cuando circulan por los carriles bici situados en la acera (10 km/h), pero el 97% lo respetan cuando el carril bici está en la calzada (25 km/h). Por eso Mateu pide trasladar todos los carriles bici de las aceras a la calzada. El 19% de los encuestados han admitido que van más rápido de lo permitido si no hay más usuarios circulando por la misma vía, y el 9% reconocen que tienen el vehículo trucado para poderse saltar la limitación de velocidad con la que se vienen de fábrica y a la que obliga la regulación.

En los casos en los que no hay un carril por donde puedan circular, el 43% explican que circulan por la acera y el 41% lo hacen por la calzada. Las dos prácticas están prohibidas fuera de zonas 30; si no hay carril bici, tendrían que parar el vehículo y hacer el tramo andando. En las zonas 30 uno de cada tres admite, además, que circula por la acera, a pesar de que no lo tendría que hacer. El 29%, además, reconoce que circula en dirección contraria en carriles bici unidireccionales y en zonas 30. Por otro lado, el uso del teléfono móvil ha disminuido del 34% del año pasado al 24% actual. Ahora bien, ha aumentado el uso de los auriculares durante la conducción, que ha pasado del 39% al 45%.

El uso de estos vehículos todavía es minoritario, los usan un 0,85% de los usuarios, pero ha experimentado un crecimiento exponencial, según el RACC. Además, se trata del único tipo de vehículo que ha incrementado su número de usuarios, incluso en cifras absolutas, durante las restricciones por covid, cuando la movilidad se redujo y también los usuarios de otros medios de transporte.

Implicados en el 5% de los accidentes

A pesar de que los vehículos de movilidad personal todavía no son de uso general, cada vez están implicados en más accidentes de tráfico. Si bien solo un 0,85% de los usuarios utilizan este medio de transporte para moverse, en un 5,3% de los accidentes ha implicado uno de estos vehículos. Esto sitúa la ratio al mismo nivel que la accidentalidad de las motos, utilizadas en un 6% de los casos, pero implicadas en un 30% de los accidentes, y se aleja de las bicicletas, que tienen una ratio mucho más baja: de uno a dos.

Si bien un 78% de los accidentes son leves, un 2% son graves y durante la primera mitad del 2021 dos personas que conducían un patinete eléctrico murieron en un accidente. Uno era un chico de 15 años que, con la normativa a la mano, no podía conducir un VMP. El total de muertos en accidentes de tráfico en Barcelona en el mismo periodo es de ocho personas: aparte de los dos usuarios de estos vehículos, hay cinco motoristas y un peatón. Esto liga con la inseguridad que notan los usuarios de este transporte. Un 57% se sienten vulnerables, sobre todo respecto a los vehículos de motor. En cambio, respecto al tranvía y los peatones, los usuarios de VMP se sienten seguros, a pesar de que el 26% de los accidentes que tienen involucran a peatones.

El 81% de los usuarios suspenden la oferta de aparcamiento de la ciudad y el 78% los puntos de carga. Más de un 50% valoran negativamente la prohibición de circular por las aceras y la calzada. Lo que más valoran los usuarios de vehículos de movilidad personal son los carriles segregados de tránsito, con un 79% de aprobados, así como la continuidad de la red de carriles bici y la convivencia con otros usuarios, aprobada en más de un 60% de los casos.

stats