Obituario
Cultura 30/08/2022

Muere a los 66 años el director teatral Joan Ollé

Fue fundador de la compañía Dagoll Dagom y miembro de la dirección artística del Teatre Lliure

3 min
El director teatral Joan Ollé el 2008

BarcelonaEl director teatral Joan Ollé ha muerto este martes, según ha avanzado Catalunya Informació y ha confirmado el ARA. A lo largo de su trayectoria fue fundador de la compañía Dagoll Dagom, director del Sitges Teatre Internacional del 1992 al 2001, miembro de la dirección artística del Teatre Lliure durante la dirección de Àlex Rigola y profesor del Institut del Teatre. En los últimos años, hizo grandes montajes a partir de textos de autores como Salvador Espriu (El jardí dels cinc arbres), Josep Pla (El quadern gris) y Joan Maragall (Joan Maragall, la llei d'amor). También llevó al escenario Coral romput, de Vicent Andrés Estellés, y obras como Doña Rosita la soltera, de Federico García Lorca. Dos de sus grandes éxitos fueron la versión escénica de la novela de Mercè Rodoreda La plaça del Diamant y la de novela de Javier Cercas Soldados de Salamina. "Una noche, en un Grec, una compañía donde había treinta mil señores que hacían cosas sin cesar, de repente, después de ver mil tonterías, Núria Espert se plantó ahí delante y empezó a hablar. Aquel día me di cuenta de que con la palabra bastaba", recordó Ollé en una entrevista con Elisenda Roca. "Tanto bailar, saltar, patinar, moverse, tanto trabajo no servía para nada. Núria, plantada en medio del escenario, empezó a reinar", explicó. Y hace pocos años, Ollé tuvo la osadía de adentrarse en la obra más experimental de Rodoreda, La mort i la primavera, y llevarla al escenario del Teatre Nacional de Catalunya.

La trayectoria de Joan Ollé se caracteriza también por la versatilidad: otro de sus montajes más recordados fue No hablaré en clase, con Pepe Rubianes. En el campo de la televisión, Joan Ollé es recordado por L'illa del tresor, el programa que presentó con Joan Barril en el canal 33 y en el radiofónico por su colaboración en el programa El Cafè de la República de Catalunya Ràdio. En paralelo a su trayectoria teatral, Ollé, a pesar de ser muy crítico con el independentismo, dirigió las ceremonias de varias fiestas del Once de Septiembre".

La muerte de Joan Ollé ha despertado una oleada de reacciones en el mundo cultural: "Nos deja para el recuerdo una cantidad ingente de espectáculos. En el currículum se hacía poner “He venido a este mundo a pasar el verano”, y ahora estará para siempre", dice el comunicado que ha publicado el Teatre Lliure. "Joan Ollé era a la vez contenido y exagerado, disperso y preciso, amable y excesivo", ha tuiteado el escritor Josep Maria Fonalleras. "El teatro catalán no se entiende sin su maestría -dice también el autor-, su ambición, los claros y oscuros. Y la radio y la tele: sagaz, inesperado, inteligente, juguetón. Recordaré siempre aquella visita en Mas Pla".

Joan Ollé se licenció en Filosofía y Letras por la Universitat Autònoma de Barcelona y en Arte Dramático por el Institut del Teatre. Su trayectoria arrancó con dos montajes de la compañía Dagoll Dagom con textos de los poetas Rafael Alberti –Yo era un tonto y lo que he visto me ha hecho dos tontos (1974)– y Joan Salvat Papasseit –Nocturn per a acordió (1975)–. Pocos años después dirigió los primeros montajes que lo consolidaron, No hablaré en clase, junto con Josep Parramon, y Quan la ràdio parlava de Franco, de Josep Maria Benet y Jornet y Terenci Moix.

A lo largo de los años 80 dirigió a autores como Jean Racine (Els Pledejaires), Bertolt Brecht (Baal), José Sanchis Sinisterra (Crímenes y locuras del traidor Lope de Aguirre) y Catherine Anne (Un any sense estiu). Y en los 90 llevó al escenario L'hora dels adéus, de Narcís Comadira; De poble en poble, de Peter Handke, y Accident, de Lluïsa Cunillé.

Joan Ollé también fue profesor del Institut del Teatre desde 1980 hasta junio del 2021. Su salida de la institución fue ligada a las acusaciones de abuso de poder y acoso sexual de alumnos y exalumnos del centro, destapadas por el ARA en un reportaje de investigación publicado en febrero del 2021. A raíz de las denuncias de los testigos, el Institut del Teatre apartó a Ollé de la docencia y encargó una investigación a la comisión de prevención y de investigación de acosos, que acabó llevando a Fiscalía las denuncias de los estudiantes. Ollé negó haber cometido abusos y acoso, pero pidió perdón si su “forma de enseñar” había “podido hacer daño”. En noviembre del año pasado, Ollé anunció que abría en Barcelona el Espai Canuda, un local privado de ensayo para promover las artes escénicas y las humanidades.

stats