Laboral
Economía 02/06/2021

La pandemia destruye cinco años de adelantos en la erradicación de la pobreza laboral en el mundo

Nueve de cada diez mujeres que perdieron el trabajo en 2020 se han quedado fuera del mercado laboral, según el OIT

3 min
Al Aziz le toman la temperatura dos golpes al día
 Y lo han dotado de mascarillas , guantes y hielo.

MadridLa pandemia de covid-19 ha destruido millones de puestos de trabajo en el mundo. Según la Organización Mundial del Trabajo (OIT), en 2020 se perdieron un 8,8% del total de horas de trabajo, el equivalente a las horas trabajadas durante un año por 225 millones de trabajadores a tiempo completo. Un informe publicado este miércoles por el organismo con sede en Ginebra advierte de que la pérdida de horas de trabajo se ha traducido en una “fuerte bajada” de los ingresos laborales y en un aumento de la pobreza. Los ingresos laborales mundiales –sin tener en cuenta las prestaciones públicas– han caído un 8,3% en 2020 y el OIT avisa de que este año la tendencia sigue, a pesar de que se ha suavizado. 

Todo ello hace que se haya retrocedido hasta el 2015 en las tasas de pobreza laboral. La pandemia ha acabado con los adelantos en la erradicación de la pobreza laboral de los últimos cinco años. El informe no ofrece datos por países sino una fotografía mundial, pero la OIT cree que el terreno perdido tardará años en recuperarse. “El crecimiento de la ocupación será insuficiente para cerrar las brechas abiertas por la crisis”, avisa el organismo internacional. 

La previsión es que la recuperación económica iniciada este año gracias entre otros factores al adelanto de la vacunación se traduzca en la creación limpia de 100 millones de puestos de trabajo en 2021 y 80 millones más en 2022. Aún así, la creación de ocupación prevista “seguirá siendo más baja que el nivel previo a la crisis” provocada por el coronavirus y es “probable” que haya menos puestos de trabajo que los que se habrían creado sin la pandemia. Esto hará, apunta el informe, que una parte de las personas que perdieron el trabajo por la pandemia y los jóvenes que quieren acceder a su primera ocupación no encuentren trabajo. De hecho, el OIT prevé un aumento “sostenido y pronunciado” del paro en el mundo, especialmente en los países menos ricos, que pasará de 187 millones de personas en 2019 a 220 millones este año. Para el año que viene la cifra se reducirá hasta los 205 millones de parados.

Inmigrantes, jóvenes y mujeres, los más afectados

El informe también advierte de que la destrucción de la ocupación ha afectado con más virulencia a los inmigrantes, que habitualmente ocupan puestos de trabajo más precarios o informales, a los jóvenes y a las mujeres. “La crisis amenaza al poner en peligro los adelantos en materia de igualdad de género”, sostiene el OIT. Las mujeres han sufrido más que los hombres la pérdida de puestos de trabajo: la ocupación femenina se redujo un 5% en 2020 ante un 3,9% de la ocupación masculina.

Según datos del organismo, nueve de cada diez mujeres que perdieron el trabajo el año pasado han quedado fuera del mercado laboral. Además, en muchos casos la pandemia ha provocado que ellas se hayan tenido que hacer cargo del cuidado de los hijos durante la pandemia, cosa que ha conllevado un aumento del trabajo no remunerado en el hogar. “Es una cuestión transversal, que repercute en las mujeres de todos los países, sectores, ocupaciones y tipos de trabajo”, afirma el estudio.

El OIT espera que a partir del segundo semestre de 2021 se inicie una recuperación “gradual” pero “desigual” de la economía mundial y reclama medidas internacionales tanto en la distribución de las vacunes –factor clave de la reactivación económica– como en las ayudas económicas –incluyendo un alivio de la deuda, apunta el organismo– para evitar que los efectos positivos de la recuperación solo se noten en los países ricos.

stats