Industria
Misc 25/10/2021

La crisis de AdBlue, un nuevo golpe al diésel que amenaza con parar Europa

Los principales fabricantes anuncian paradas en la producción de este compuesto químico, un elemento indispensable para hacer funcionar las mecánicas diésel

2 min
El AdBlue es esencial para muchos vehículos diésel

AdBlue es un compuesto químico que usan muchos coches y camiones diésel para disgregar parte de las partículas más nocivas de los catalizadores SCR de los motores que funcionan con gasóleo y mejorar las emisiones contaminantes. Este sistema, que se popularizó a raíz de la entrada en vigor de la normativa ambiental Euro6, ha salvado muchos motores diésel de la desaparición y ha permitido eliminar muchas partículas de monóxido de carbono, óxido de nitrógeno o hidrocarburos antes de que llegaran a la atmósfera.

Este compuesto es básicamente un aditivo de urea y agua destilada capaz de neutralizar los óxidos de nitrógeno en un 90% en los catalizadores selectivos SCR, mediante un sistema de hidrólisis. El compuesto se puede almacenar en un depósito auxiliar y, a pesar de que el consumo de AdBlue es bajo, hay que recargarlo cada 10.000 o 15.000 kilómetros, en función del vehículo y el tipo de conducción.

Pero la crisis de suministro energético y el encarecimiento de la energía eléctrica y de gas natural han llevado a los principales productores de AdBlue en Europa (es un sistema básicamente europeo, porque en Asia y en América el diésel no es tan popular) a anunciar una parada de producción que ya se nota en el precio del producto y que vaticina una futura escasez. De hecho, la principal fábrica europea de AdBlue, la eslovaca Duslo, ha anunciado una parada de la producción temporal, y muchos estados y empresas han reaccionado incrementando el stock y se ha disparado el precio. Fertiberia, el principal productor de AdBlue del estado español, ya ha anunciado que parará la producción como mínimo hasta muy entrado el mes de noviembre.

El incremento de precios ha hecho que del poco más de un euro por litro que se pagaba por AdBlue hace algunos meses, en algunos mercados como el británico se haya pasado ahora a los casi seis euros por litro. Y la previsión es que continúe subiendo en un futuro no muy lejano.

El escenario es muy preocupante si tenemos en cuenta que casi todos los camiones de suministro que circulan en Europa necesitan AdBlue para funcionar, y en un hipotético caso de escasez total se podría llegar a paralizar el transporte por carretera europeo.

¿Qué pasa si se agota el AdBlue del coche?

Si agotamos el depósito de AdBlue de nuestro coche en marcha, el vehículo nos avisará que hay que recargar el depósito, pero nos permitirá circular hasta llegar al destino. Ahora sí, una vez apagado el motor, el coche no se volverá a poner en marcha hasta que el sistema electrónico no detecte que se ha recargado el depósito de AdBlue.

stats