Coronavirus
Sociedad 27/08/2021

El Colegio de Médicos de Catalunya tilda de "precedente peligroso" la autorización judicial para utilizar la ozonoterapia contra el covid grave

El juez de Castellón suspende el polémico tratamiento para un paciente por la mejora de su estado y autoriza su traslado a un centro privado

4 min
Una sanitaria atendiendo los pacientes de la UCI, en una imagen de archivo

Barcelona / ValenciaEl Consejo de Colegios de Médicos de Catalunya (CCMC) y la Academia de Ciencias Médicas y de la Salud de Catalunya y Baleares (ACMSCB) han denunciado este viernes que la autorización de un juzgado de Barcelona para usar la ozonoterapia como tratamiento compasivo para un paciente grave de coronavirus supone un "precedente peligroso" y una "desautorización del sistema sanitario", puesto que tanto los médicos responsables de la atención al paciente como el centro donde se está tratando desaconsejan esta medida. "Esta autorización del uso del ozono es contraria a los protocolos vigentes, a las recomendaciones terapéuticas de las autoridades sanitarias de Catalunya y de la Agencia Española de Medicamentos y a la legislación vigente de uso compasivo de tratamientos con medicamentos", afirman en un comunicado.

El juzgado del contencioso administrativo número 6 de Barcelona autorizó miércoles por la vía de urgencia la aplicación de ozonoterapia a un paciente grave de covid-19 después de que su familia lo pidiera. El auto justifica la decisión aduciendo que "el paciente está sedad e intubado, con la vida en peligro y con un pronóstico bastante negativo después de que los otros tratamientos aplicados no hayan dado buenos resultados" y defiende que esta terapia no perjudica los intereses generales ni de terceros. En cambio, apunta la magistrada encargada del caso, cabe la "posibilidad" de que el paciente se cure. De hecho, en la documentación aportada por la familia se subraya que "la terapia de ozono se está aplicando en otros hospitales de España, y en otros países, y está dando muy buenos resultados en pacientes graves", que la doctora a cargo del paciente "tiene el equipo y los recursos necesarios" y que no se ha opuesto a practicar este tratamiento.

Fuentes con acceso a información del caso explicaron al ARA que el paciente está intubado en estado muy grave, ingresado en un hospital privado, derivado desde uno público por la disponibilidad de plazas de la UCI. "Una alteración tan drástica en la atención del enfermo incumple los criterios de la lex artis del acto médico", subraya el CCMC en el comunicado. Además, los médicos catalanes y de baleares denuncian que si bien los enfermos tienen derecho a decidir a qué procedimientos terapéuticos propuestos se someten, no lo tienen para exigir que se les administre uno concreto, ni siquiera en el marco de ensayos clínicos. "Lejos de aportar ninguna mejora, esto introduce confusión y sobre todo genera una falsa expectativa en pacientes en situación muy grave respecto a un tratamiento que no ha superado ninguno de los filtros establecidos y que ha sido específicamente desaconsejado por las autoridades sanitarias", insisten en referencia a la ozonoterapia.

Estos argumentos también los hace suyos el departamento de Salud: inmediatamente después de conocer la decisión judicial, la conselleria denunció públicamente que la ozonoterapia es una práctica "que contradice el criterio sanitario" y anunció que estudiaría las alegaciones pertinentes para evitar que esta pseudoterapia se aplique en este caso o en otros futuros. “No está reconocido como medicamento por las agencias reguladoras y el protocolo del Servicio Catalán de la Salud desaconseja su uso. No hay evidencias científicas de su beneficio”, ha insistido este viernes el conseller de Salud, Josep Maria Argimon.

Por su parte, la Sociedad Española de Ozonoterapia (SEOT) defiende que la ozonoterapia está incluida en la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud desde hace una década, concretamente en las unidades de dolor. "Los tratamientos con ozono cuentan con el apoyo y el aval científico de sociedades médicas como la Sociedad Española del Dolor y la Sociedad Española Multidisciplinaria del Dolor", afirman en un comunicado. Además, insisten, el ministerio de Sanidad ha autorizado varios ensayos clínicos con ozonoterapia en los últimos 15 años en casos de hernia discal y justifican que hay artículos publicados en revistas que ratifican su uso en varias patologías. En cuanto al tratamiento del covid grave no crítico, la SEOT señala que hay un ensayo clínico autorizado para evaluar la eficacia y seguridad de esta terapia. "En Italia e India se ha demostrado el efecto positivo de la ozonoterapia en pacientes no críticos", concluyen.

Nueva resolución en Castellón

Por otro lado, el magistrado David Yuste, titular del enjuiciado contencioso administrativo número 1 de Castellón de la Plana, ha acordado dejar en suspenso a partir del 1 de septiembre la polémica resolución que obligaba al Hospital de la Plana de Vila-real a aplicar la ozonoterapia a un enfermo grave de coronavirus. Esto supone que a partir de esta fecha se dejará de administrar ozono al paciente porque "la mejora" de su salud lo aleja del "riesgo para la vida" y permite su traslado a un centro privado para continuar con el tratamiento experimental, tal como solicita la familia desde el día 25 de agosto. Un equipo externo al centro público entra cada día a la UCI para suministrarle ozono, a pesar de la oposición de los profesionales y de la Generalitat Valenciana.

De nuevo, la resolución judicial se toma en contra del criterio de la dirección del hospital, que también se opone al traslado del enfermo por el peligro que supondría para su estado. Así, el magistrado vuelve a priorizar los argumentos de los médicos contratados por la familia, que defienden que el paciente "está a salvo" y que el riesgo de cambiarlo a otro centro es "bajo-moderado". El juez también aprecia la voluntad de la familia, que, de nuevo, asume el riesgo del traslado. Con todo, y para "extremar la prudencia", aplaza la decisión de retirarle el ozono hasta el próximo miércoles.

stats