Sociedad 28/05/2021

El nuevo 'conseller' de Educación: "No volveremos a la escuela de antes del covid"

Cambray anuncia más recursos para acompañar emocionalmente a los alumnos en los institutos

2 min
El consejero de Educación, Josep Gonzàlez-Cambray, durante la visita a la escuela Ramon Llull.

BarcelonaLa presentación del nuevo conseller de Educación, Josep González-Cambray, ha estado cargada de buenas intenciones: ha hablado de una "nueva etapa" en la conselleria con "nuevas políticas" y nuevos proyectos que permitan a los centros educativos adaptarse a la pospandemia. "No volveremos a la escuela de antes del covid", ha asegurado. De entrada, ha garantizado, como ya anunció su antecesor, que "como mínimo" se mantendrán los refuerzos covid contratados este curso –8.000 profesionales entre docentes y no docentes– y no se cerrarán grupos de P3 a pesar de la bajada de la natalidad y, en un anuncio poco concreto pero importante, ha anunciado que se ampliarán los recursos para hacer acompañamiento emocional a los alumnos, sobre todo en los institutos, después de la explosión de casos de problemas de salud mental entre los jóvenes.

Más allá de las peculiaridades de la pandemia, Cambray se ha comprometido a tomar decisiones que "tengan trascendencia dentro del aula". Ha esbozado algunas: dar más recursos a los centros para lograr una escuela "inclusiva y acogedora", adaptar el currículum –ya hace tiempo que el departamento de Educación prepara una reforma del bachillerato–, "transformar todas las escuelas" para que sean equivalentes entre si, aprender "no solo conocimientos sino también valores" y hacer políticas para reducir el abandono escolar –"una persona fuera del aula es una persona fuera de la sociedad", ha dicho.

Desde la Escola Ramon Llull de Barcelona, el nuevo conseller ha agradecido a la comunidad educativa su "compromiso e implicación" por mantener la presencialidad durante todo el curso a pesar las incertidumbres y "el miedo colectivo". Cambray, que ha sido director general los últimos años y una de las principales voces a la hora de explicar los protocolos de este curso, ha dicho que recoge el legado de Bargalló, pero ya ha avisado de que imprimirá un sello personal a su mandato. Si ayer los sindicatos criticaban la "voluntad cero" de negociar del ya ex conseller, Cambray ha adoptado un tono más conciliador. "Diàleg, diálogo, diálogo. Escuchar, escuchar, escuchar", ha afirmado, y se ha dirigido tanto a los sindicatos, a quienes ha pedido que se esperen "un poco" para ver cómo actúa el nuevo conseller, como la escuela concertada. Este es un compromiso clave, teniendo en cuenta que Cambray, como director general de Centros Públicos, ha sido el artífice del decreto para que las concertadas que lo quieran pasen a manos públicas.

Escaso seguimiento de la huelga de interinos

El estreno de Cambray como conseller coincide con una jornada de huelga en los centros públicos, convocada por la CGT y otros colectivos, para denunciar "el abuso de temporalidad" del personal interino, desde docentes hasta personal de administración y servicios, limpieza, monitores de comedor y técnicas de educación infantil. Según ha informado el departamento de Educación, a las 12 h la incidencia de la huelga era solo del 1,19%.

El servicio territorial más movilizado ha sido el del Baix Llobregat, con un 3,67% de los profesionales haciendo huelga, y el que menos el de Girona, donde solo el 0,26% han secundado la convocatoria.

stats