Sociedad 15/12/2021

Vueling prueba el reconocimiento facial para poder volar desde El Prat

La medida quiere agilizar el embarque en el aeropuerto

Ara
2 min
Una viajera, al Aeropuerto de Barcelona, utilizando esta mañana el nuevo sistema de reconocimiento facial

BarcelonaVueling y Aena han puesto en marcha este miércoles una prueba piloto para que sus clientes facturen el billete y su equipaje y embarquen en el avión con un reconocimiento biométrico. Los viajeros pueden hacer este proceso de validación en casa, con su DNI o pasaporte; a través de la app de Aena o en una máquina habilitada en el vestíbulo del aeropuerto de El Prat, ubicada junto a los mostradores de la compañía. La prueba piloto se ha iniciado en un vuelo de Barcelona a Málaga, una de las rutas más concurridas de la aerolínea, con siete conexiones diarias, y se alargará medio año. A partir de aquí, la compañía estudia implantarlo en otros destinos populares como Sevilla y Madrid. Con el reconocimiento facial, los usuarios podrán facturar el equipaje, pasar el control de seguridad y embarcar en el avión exponiéndose ante una cámara que verificará su identidad. Los impulsores calculan que se podrá ahorrar un 45% del tiempo necesario para coger un avión.

El director de la oficina del cliente, Calum Laming, ha destacado en declaraciones recogidas por la ACN que este proceso supone un procedimiento más "fácil, ágil y eficiente", porque una vez procesados los datos biométricos no hay que hacer uso de ninguna documentación y se evita que haya ningún contacto humano, teniendo en cuenta el actual contexto sanitario. Calum ha remarcado que Vueling no guarda los datos biométricos de los pasajeros y, en cualquier caso, en los vuelos donde se ha implementado la prueba piloto también se ofrece la posibilidad de realizar el proceso convencional, sin el reconocimiento facial.

Experiencia anterior

El sistema de reconocimiento facial ya funciona con éxito en el aeropuerto de Menorca desde el 2019. En este sistema, desarrollado por las empresas Everis ADS y Dormakaba, hay unas máquinas en los mostradores de facturación, en el filtro de seguridad y en la puerta de embarque que llevan incorporada una cámara para fotografiar al pasajero y un lector que escanea el documento de identificación. Las dos imágenes se comparan y, si coinciden, el pasajero puede acceder al filtro de seguridad y a la puerta de embarque sin tener que volver a sacar el documento identificativo de la cartera, a pesar de que siempre lo tiene que llevar encima, por si acaso. La prueba que ahora hará Vueling va un paso más allá, puesto que esta tecnología se integra en todos los procesos necesarios para coger el avión.

stats