Violencia machista
Sociedad 14/01/2022

Uno de los condenados por la violación múltiple de Molins de Rei huye y la Audiencia ordena detenerlo

La sentencia, publicada hace un mes, lo condenaba a veinte años de prisión

2 min
Uno de los acusados de la violación en grupo de una joven a la salida de una discoteca el 2018, durante el juicio

BarcelonaHace un mes la Audiencia de Barcelona publicó la sentencia que condenaba a veinte años de prisión a tres hombres por haber violado por turnos a una joven a la salida de una discoteca entre Sant Boi de Llobregat y Molins de Rei. Durante toda la investigación los acusados estuvieron en libertad provisional, pero después de la sentencia las acusaciones pidieron su ingreso en prisión. Este jueves se ha celebrado la vista para decidir sobre esta cuestión y uno de los condenados no se ha presentado. Ahora la Audiencia de Barcelona ha dictado una orden de detención contra esta persona y ha pedido a la policía que si la localiza la ponga entre rejas.

Los otros dos condenados, a los que el tribunal impuso la misma pena, sí se han presentado ante el tribunal, que los ha vuelto a dejar en libertad provisional hasta que decida sobre su situación. Los tres acusados recurrieron la sentencia, que todavía no es firme, pero las acusaciones pidieron que se revisara su situación mientras se tramitaban los recursos atendiendo la gravedad del delito y el riesgo de fuga. El abogado del condenado que no se ha presentado a la vista ha explicado que no sabe dónde está su cliente.

Según la sentencia, los tres hombres conocieron a la víctima la misma noche del ataque en la discoteca y cuando la vieron a la salida del local la convencieron para que subiera a su coche, aprovechando que iba bebida y que había consumido drogas. Los acusados condujeron hasta un descampado de Sant Boi de Llobregat y, una vez ahí, la desnudaron y la violaron por turnos, mientras ella "gritaba e intentaba deshacerse de los procesados", que también la habrían vejado haciéndole fotografías. El tribunal dio total credibilidad al relato de la chica, que durante el juicio explicó que su vida había "cambiado completamente" desde la brutal agresión. “A raíz del trauma no sé cómo gestionarlo todo, todavía no salgo sola, tengo que ir acompañada y no hablo con desconocidos”, relató.

Ahora el tribunal ha ordenado a la policía que busque al condenado que ha huido y que lo detenga para poder enviarlo a prisión. En su resolución, los magistrados admiten que el riesgo de fuga "ha quedado patente", no solo por el hecho de que se lo hubiera condenado a veinte años de prisión sino porque el procesado no se ha presentado a la vista de hoy y ni siquiera su abogado conoce "su ubicación actual".

stats