Cambio climático
Sociedad 05/07/2022

La península vive el clima más seco en 1.200 años por la expansión del anticiclón de las Azores

Las situaciones de dominio de las altas presiones se han multiplicado en la Península desde la era preindustrial

2 min
Embassament de Siurana a el 33% de su capacidad

BarcelonaHace tiempo que el clima del suroeste de Europa daba señales de un protagonismo más grande del anticiclón de las Azores, una tendencia ahora constatada por un estudio publicado este lunes en la revista Nature Geoscience. Según el trabajo elaborado por científicos norteamericanos, hay indicios claros de que el protagonismo del anticiclón de las Azores es el más importante desde hace 1.200 años en la península Ibérica, un hecho que contribuye a disminuir las precipitaciones y a acentuar las sequías, sobre todo en invierno.

Antes de 1850 las situaciones de gran dominio del anticiclón de las Azores en el suroeste de Europa se producían una vez cada diez inviernos. Entre este momento y 1980 la frecuencia aumentó a una vez cada siete años, y a partir de 1980 se ha podido constatar que el anticiclón se hace fuerte y muy extenso en un invierno de cada cuatro.

El estudio no solo ha podido constatar este aumento de las situaciones de anticiclón, sino que lo ha podido vincular al calentamiento global. A partir de diferentes simulaciones en las cuales se han cambiado las condiciones, se ha podido comprobar que la única simulación en la que claramente el anticiclón de las Azores se fortalecía era aquella en la que se produce un aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Un aspecto que hay que tener en cuenta del estudio es que los efectos de estos cambios son mucho más remarcables en el oeste de la Península que en la costa mediterránea. Situaciones de anticiclón extenso y potente como las que se describen en el artículo hacen que en la costa oeste de la Península durante los meses de invierno las precipitaciones no lleguen ni a una tercera parte de lo que cabría esperar.

La situación en Catalunya

En nuestro ámbito hasta ahora los estudios del clima que elabora periódicamente el Meteocat no han constatado una reducción significativa de la precipitación, y la única estación en la cual se está notando una disminución significativa de la lluvia no es invierno sino verano. En general, en Catalunya en las últimas décadas la precipitación ha disminuido un 1,5% cada diez años, un dato que no se considera significativo, y en verano este descenso es más fuerte: 4,8% cada diez años. En cambio, sí que es significativo el aumento de las horas de sol que está comportando este protagonismo más grande del anticiclón, un aumento que no solo se nota a la Península sino que llega hasta las islas británicas.

El anticiclón de las Azores es lo que se denomina un centro de acción, es decir, forma parte del grupo de anticiclones y bajas más o menos permanentes que rigen el clima del planeta. Un anticiclón es una zona de altas presiones: cuando la presión atmosférica es elevada son mucho más complicados los movimientos ascendentes de aire que favorecen la formación de nubes y la aparición de precipitaciones. Cuando la presión es alta el peso de la columna de aire que arrastramos sobre la cabeza es más elevado que cuando es baja. Por eso se suele asociar un tiempo anticiclónico a un tiempo estable y con pocas nubes, a pesar de que a la cuenca mediterránea algunos episodios de lluvias muy abundantes se han dado en contextos altas presiones acompañadas de viento húmedo.

stats