Política 30/04/2021

Turull se aferra a los votos particulares del TC para que Europa anule la condena por el 1-O

El abogado del ex 'conseller' avanza que no agotarán el plazo de cuatro meses para llevar la causa al TEDH

3 min
Jordi Sànchez, Jordi Cuixart, Jordi Turull y Oriol Junqueras cargando unas bolsas el día de su traslado en Madrid

"Ahora ya no es solo Amnistía Internacional, el Grupo de Trabajo de Detenciones Arbitrarias de la ONU, Naciones Unidas, el portavoz del Consejo de Europa, el tribunal de justicia de Alemania, Bélgica o del Reino Unido, ahora dentro mismo del TC hay magistrados que consideran que se han vulnerado derechos y libertades fundamentales". El ex conseller Jordi Turull se aferra al voto particular de Juan Antonio Xiol y Maria Luisa Balaguer, los dos magistrados del Tribunal Constitucional (TC) que se opusieron a la decisión del pleno del tribunal de rechazar el recurso de amparo de Jordi Turull contra la sentencia del Tribunal Supremo, para que Europa anule la condena por el 1-O. "Ahora esperamos encontrar la justicia con mayúsculas en Europa", ha añadido en una rueda de prensa en el despacho de abogados que lo representa.  

El ex conseller ha opinado que con estos dos votos particulares "se rompe el mantra del estado de derecho o de que no se persigue al independentismo" después de criticar que hasta ahora se había actuado con una "unidad granítica". Ahora, sin embargo, ha añadido que "este tribunal, politizado y con miembros recusados, no ha podido mantener la unanimidad y nos da la razón".  En la misma línea se ha expresado su abogado, Jordi Pina, que ha remarcado que estos dos votos particulares, que ha calificado de muy "valientes", dan "alas a las defensas para tener éxito en Europa" porque "cuestionan abiertamente el delito de sedición, denuncian que se ha vulnerado la libertad de expresión, de reunión o de pensamiento y rebaten que lo que el que pasó el 27-S o el 1-O fuera un levantamiento tumultuario".

Pina ha hecho una valoración muy positiva de los dos votos particulares porque establecen que "Marchena y el resto de magistrados del Supremo se ensañaron con una condena muy severa" vulnerando en este sentido "el principio de proporcionalidad porque se lo ha condenado a una pena muy grave". Con el optimismo que supone el hecho de que Xiol y Balaguer no solo se oponen a la decisión del TC de rechazar el recurso de amparo de Turull sino que entran en el detalle de la sentencia del Supremo y cuestionan las penas impuestas por el tribunal, Pina ha anunciado que no agotarán el plazo de cuatro meses para llevar la causa al Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH). "Hace mucho tiempo que estamos trabajando en la demanda y esperamos poderla presentar lo antes posible", ha explicado sin querer concretar exactamente cuándo lo harán.

Pina también ha revelado que no se esperarán a presentar el recurso en grupo o en bloque, sino que lo harán de forma individual a medida que vayan teniendo las resoluciones judiciales. Llamadme malpensado, pero si tenemos cuatro meses para presentar el recurso, quizás el resto saldrían de cinco meses en cinco meses”, ha ironizado Turull. En todo caso, las defensas, ha dejado claro, trabajarán coordinadas para ir a Europa, incluidos los abogados de los líderes independentistas en el exilio.

Emplazamiento a Pedro Sánchez

Turull ha instado a fiscales y jueces a leerse con atención los dos votos particulares para que decidan si quieren "seguir siendo cómplices de la cúpula judicial en defensa de la unidad de España trinchando derechos fundamentales o apuestan por archivar todas las causas contra todos los represaliados porque la historia los juzgará". Así, también ha emplazado al gobierno de Pedro Sánchez, "el más progresista de la historia de España", a decidir de qué "lado está" recordando la acusación particular de Vox en el juicio del Procés y su compromiso, ahora, en aislar a la extrema derecha.

stats